jueves, 26 de julio de 2012

Nigeriano violado por sus cinco mujeres

Un ciudadano nigeriano, llamado Uroko Onoja, murió la otra noche violado por sus cinco mujeres.

Por lo que se ha dado a conocer, Uroko llegó tarde a su casa después de una fiesta y tuvo sexo con la mujer más joven. El resto de sus mujeres, enfurecidas y algo celosas, acudieron a su habitación, cuchillos y palos en mano, con la intención de mantener sexo con él todas juntas, volviendo a empezar por la más joven. Fue obligado a hacerlo, así que una a una mantuvo relaciones con ellas, hasta que al entrar la quinta, se dio cuenta de que Uroko ya no respiraba.

Se sabe que dos de las mujeres fueron arrestadas por "violación hasta la muerte".

Una cosa está clara, este individuo murió haciendo lo que más quería...